La practica perseverante de qigong ejerce un efecto preventivo sobre el cáncer, afección que en España mantiene una tendencia a la alza. Sin embargo, su índice de mortalidad ha descendido considerablemente en los últimos años gracias a los avances en el diagnóstico precoz y a su tratamiento. El envejecimiento de la población y la supervivencia cada vez mayor de los enfermos de cáncer han supuesto un aumento significativo del número de pacientes que tienen o han tenido cáncer. Uno de cada tres hombres y una de cada cuatro mujeres tiene cáncer a lo largo de su vida.

medicina occidental

El cáncer se origina por una generación rápida de células malignas o cancerosas, que se dividen, crecen e invaden su zona limítrofe. También consiguen propagarse a distancia vía linfática o sanguínea y crear nuevos tumores, alejados del centro cancerígeno. Esta cualidad diferencia los tumores malignos de los benignos que son definidos y no invaden ni producen metástasis. Las células normales están limitadas por células circundantes que inhiben la reproducción de las primeras. Sin embargo, las células cancerígenas no tienen limite. No siempre los cánceres forman tumores como es el caso de la leucemia.

El cáncer puede afectar a todas las edades pero su riesgo se incrementa con la edad.
Según la Oms los tipos de cáncer más frecuente a nivel mundial son los siguientes:
• Hombres: pulmón, estómago, hígado, colon-recto, esófago y próstata
• Mujeres: mama, pulmón, estómago, colon-recto y cuello uterino.

medicina tradicional china

Según la medicina tradicional china se produce un tumor cuando coinciden 3 factores patógenos: Tan, Re Huo y Feng.

En primer lugar el factor patógeno Tan cuya traducción es flema, significa acumulación y en terminología médica se denomina neoformación. El Tan aparece como consecuencia de la acumulación de moléculas tóxicas que se aglomeran en forma de racimos en el tejido intracelular, provocando polimerización y acidificación por retención de Co2 de la combustión celular.

En segundo lugar, el factor Re Huo se interpreta como calor destructivo y corresponde a la expansión, en terminología médica occidental se denomina hiperplasia o neoplasia. El organismo dispara calor incontrolado a la zona acidificada porque no puede soportarla, provocando un crecimiento rápido del tejido canceroso. Las causas que lo provocan son el calor emocional, el calor dietético, el calor medioambiental y el calor congénito.

Por último el factor patógeno Feng que se traduce como viento e implica desplazamiento, en la terminología occidental se denomina metástasis, es decir, la expansión celular a través de la sangre y los líquidos orgánicos.

El proceso cancerígeno solamente se produce cuando la energía de la esfera funcional física emocional y mental del riñón, bazo e hígado está desequilibrada. Cuando estos tres órganos tienen un déficit en su funcionamiento se origina una acumulación anormal de tóxicos que alcanza un nivel insoportable para el organismo. La respuesta es una formación de nuevo tejido tumoral. La medicina tradicional china interpreta el cáncer como la formación de tejido nuevo o tumor llamado Tan, la acumulación de exceso de calor en la zona llamado Re Huo, y su expansión celular llamada Feng, a través de la sangre y los líquidos orgánicos originando metástasis. Por ultimo el sistema inmune no consigue desintoxicar los órganos del riñón, bazo e hígado.

alimentación equilibrada

En resumen en el cáncer coinciden los factores de intoxicación + pH ácido + metástasis + inmunodeficiencia.
Lo primero que hay que hacer para prevenir y paliar esta afección es desintoxicar el organismo, alcalinizarlo y alimentarse adecuadamente. Así es, con una dieta equilibrada anticancer que comprenda alimentos frescos y naturales exentos de compuesto químicos con predominio de alimentos yin que son alcalinos versus yang que son ácidos. Por ultimo, una ingesta de agua abundante natural que sea ligeramente alcalina para neutralizar la acidez interna.

qigong y cáncer

La práctica de qigong ayuda a equilibrar la energía de los órganos internos y fortalecer el sistema inmune. Además, estabiliza el control de las emociones permitiendo al practicante llevar una vida equilibrada El método de qigong: Guo Lin es un buen aliado en la lucha contra el cáncer.

nurialeonelli

Guo Lin Qigong fortalece los órganos internos y reequilibra el sistema energético. Absorbe qi puro del entorno, por este motivo hay que realizar siempre las práctica en zonas verdes alejadas de la polución de las grandes ciudades, y expulsa el qi patógeno o nocivo del organismo. El campo electromagnético de los tejidos cancerígenos mantienen un voltaje menor que los tejidos sanos, además se polarizan con energía negativa, el qigong equilibra la energía del entero conjunto funcional físico emocional y mental y ayuda a prevenir el cáncer. Fortalece el sistema autoinmune y los practicantes se vuelven resistentes frente toda enfermedad.

Otto Warbürg, Premio Nobel 1931, afirmó: “todas las enfermedades son ácidas y donde hay oxígeno y alcalinidad no pueden haber enfermedades, incluido el cáncer”. De hecho las bacterias, los virus, las células cancerosas, los hongos, los patógenos, casi todos estos microbios son anaeróbicos es decir no pueden vivir con oxigeno. Las células cancerígenas tienen deficiencia en oxigeno (hipoxia) y su carencia interfiere en sus funciones normales, Guo Lin qigong puede detener el crecimiento de esta células malignas e incluso eliminarlas. El gran volumen de oxigeno asimilado ejerce un control sobre las células cancerígenas, concepto que respalda los buenos resultados en el tratamiento contra el cáncer. Actualmente, en occidente están aplicándose otras terapias de oxígeno como tratamiento alternativo contra el cáncer que comprenden compuestos de peróxido de hidrógeno (H2O2), y la terapia de ozono.

Cerrar menú
SpanishCatalanChinese (Simplified)EnglishFrenchItalianJapaneseNorwegianPortuguese